Septimo Vicio - El cine visto desde otros t iempos

"La noche es nuestra"

Son varios los referentes que a uno le vienen a la cabeza tras ver este moderno thriller de aroma ciertamente clásico en esencia, que no en estética. El primero de ellos, la muy reciente y superior «promesas del Este» en cuanto al contexto de la mafia rusa como telón de fondo, pero más a clásicos del estilo «French Conexión» o incluso «Sérpico» en cuanto al tratamiento realista de sus personajes y sobre todo del contexto en el que éstos se mueven.

Publicado: 06/04/2008

77lanoicheesnueste2w34Segunda colaboración entre sus dos protagonistas y el director James Gray, tras la bastante inferior “La otra Cara del Crimen”, con la que mantiene un identidad tonal bastante evidente. Ambientada en unos grises años ochenta excelentemente recreados, nos cuenta la historia familiar de dos hermanos efrentados, uno policía como su padre, ajustado Mark Whalberg y excelente Robert Duvall y el otro, afectadísimo Joaquin Phoenix, gerente de una discoteca que sin saberlo es tapadera de la mafia rusa. Cuando ambos mundos se crucen saltará el drama y el hermano díscolo tendrá que elegir bando.

Esto da lugar a una historia de elevado dramatismo e irregular desarrollo en el que no hay lugar para la sonrisa ni para las secuencias amables. El tempo ciertamente lento deja espacio para que los personajes hablen, sufran y finalmente se rediman y renazcan purificados del fuego. Todos los actores rayan a una magnífica altura, contenidos y solventes, sobresaliendo como casi siempre el veterano Duvall brindando otra de esas interpretaciones de lujo a las que ya nos tiene acostumbrados. Quizá en este apartado el problema sea Phoenix, que sin estar en absoluto mal, uno acaba cansándose un poco de esa cara constante de acongojo que arrastra a lo largo de todo el metraje.

76lanoche45356La dirección resulta contenida y ciertamente sofisticada a partes iguales, trufada de secuencias magníficas como el punto de inflexión que se marca en el momento del apartamento en el que se corta la droga y cuyo oscuro pasillo se traga al personaje en un viaje sin vuelta atrás. Momento inquietante sacado literalmente del inicio de la maravillosa «Carretera Perdida», cuando Lynch estaba más pendiente de hacer cine que de viajar bajo la influencia de ácidos variados a realidades alternativas. Gray muestra mucha habilidad con la imagen y el montaje, como muestra la sensacional secuencia de la persecución bajo la lluvia, pero no sabe darle a la película el toque definitivo ni consigue dotar a sus personajes de una dimensión tan trágica como sus imágenes nos muestran, aunque esto se debe más al guión que otra cosa. Si bien es una película muy de director y sabe darle la estética adecuada, éste dilata la historia demasiado, dejando que el desarrollo resulte extremadamente lento y premioso, generando finalmente en el espectador una sensación plomiza, sobretodo en su insípida resolución. Regalándonos, eso sí, un plano final impecable en el que el destino del principal personaje queda finalmente atado y consciente de todo aquello que ha dejado por el camino. Y es que resulta que las consecuencias de las decisiones que uno toma le acompañan a lo largo de toda la vida. 

En definitiva, una película sólida, bien interpretada y dirigida en su mayor parte, que nos regala a ratos un estilo de cine de una sobriedad a la que últimamente no estamos acostumbrados. Por desgracia podría haber estado mucho mejor. Un loable esfuerzo que adornará un bonito hueco en el cajón de los proyectos fallidos.    

javibar en 13/04/2008

Comparto tu opinion: podrían haber sacado mas partido a la pelicula. En lo que no coincido contigo es en la interpretación de Phoenix ya que a mi parecer lo hace realmente bien.

Robertito en 07/04/2008

Muy certero Polite, como siempre. Saludos

Ramiro en 06/04/2008

Si, creo que el resultado final  se queda a medio gas, podria haber sido mucho mejor pelicula, pero no esta mal.
Saludos

David "SéptimoVicio" en 06/04/2008

"Momento inquietante sacado literalmente del inicio de la maravillosa
«Carretera Perdida», cuando Lynch estaba más pendiente de hacer cine
que de viajar bajo la influencia de ácidos variados a realidades
alternativas"
Jejeje, ay, con el tema Lynch vamos a tener más de una discusión.

Novedades en Septimovicio



Tags populares