Septimo Vicio - El cine visto desde otros t iempos

"Aritmética Emocional" por Daniel Farriol

Publicado: 27/09/2007

Lo primero que se me viene a la cabeza después de ver esta película es: “¡Qué lástima”. Si, qué lástima por haber desaprovechado los elementos para brindarnos una obra maestra o al menos una de las películas del año, pero por desgracia tan sólo nos encontramos ante una película correcta. ¿Y por qué? Pues resulta difícil de explicar.

El reparto es extraordinario: Susan Sarandon, Max Von Sydow, Christopher Plummer y Gabriel Byrne, ¿quién da más? Y como excelentes actores que son todos ellos, bordan sus personajes y hacen que su sólo presencia ya merezca la pena gastarse el dinero en una entrada para ir a verla. ¿Y la historia? La historia nos narra el encuentro después de muchos años de los supervivientes de un campo de concentración, el planteamiento es sin duda muy interesante, el retrato de los personajes es impecable y tiene diálogos ciertamente brillantes. ¿Entonces? Entonces hay algo que no funciona, la maquinaria no está bien engrasada, todos los elementos individualmente son inmejorables, pero al juntarlos el resultado carece de la fuerza e intensidad necesaria.

Tal vez sea la anodina dirección del debutante canadiense Paolo Barzman, demasiado académico y distante.

El film adolece de los mismos problemas que le encontramos a “In the valley of Elah” y es su excesiva frialdad. El primer acto, donde se nos presentan los personajes y se plantea el conflicto, nos atrapa y nos coloca en predisposición de ver una gran película, pero en el segundo acto las perspectivas se van desdibujando poco a poco, la frialdad narrativa utilizada por miedo a caer en sentimentalismos para una triste historia que daría para ello, la vuelve lenta y carente de la emoción necesaria.

Y es que este es un film que titulado en castellano “Aritmética Emocional”, tiene un exceso de aritmética cinematográfica y una falta de emociones reales, cuando por lo que nos cuenta y el sufrimiento interno de los personajes debería ser justo lo contrario. ¡Qué lástima!

Daniel Farriol

Novedades en Septimovicio



Tags populares